10 TIPS PARA NO CAER EN FRAUDES POR INTERNET

En los últimos tiempos Internet se ha convertido en el centro comercial más grande del mundo, se puede comprar de todo: desde pagar una entrada de cine, hasta sacar un boleto de avión o reservar una habitación de hotel, comprar una televisión nueva, o un poco de ropa, pasando por realizar operaciones con nuestro banco. Si bien la utilización de Internet en estos trámites tiene la ventaja de la rapidez, comodidad, versatilidad, economía, etc., esta circunstancia puede ser aprovechada por los denominados “ciber delincuentes” para cometer estafas y fraudes que podremos evitar o, al menos minimizar, siguiendo una serie de consejos a la hora de navegar por Internet.

Una de las estafas más frecuentes y famosas es  “phishing” o suplantación de identidad. Se trata de una técnica fraudulenta muy extendida a través de la cual se remiten correos fraudulentos que, en apariencia, proceden de fuentes de confianza (bancos, organizaciones, organismos públicos). En ese correo suelen aparecer: Webs iguales a las reales; logotipos símbolos e imagen corporativa idénticos a los oficiales pero que en realidad nos están llevando al camino de perdición para proporcionar datos bancarios que podrían comprometer nuestro dinero.

Los correos que llegan parecen auténticos, pero si nos fijamos más a detalle nos podremos dar cuenta de varias cosas que, a simple vista, son imperceptibles.

Una de las alerta más notorias es la dirección de correo de donde se remite el mail, ya que las instituciones reales tienen sus dominios adquiridos, por ejemplo si te llega un mail de BBVA seguramente la dirección será [email protected] por ejemplo, así sin más pero nuestros listos amigos compran dominios como bbbva.com (con tres “b”), promocionesbbva.com para que el mail salga [email protected] y parezca real, sin embargo siempre hay que dudar cuando el dominio no se apegue al del sitio real de la institución o comercio.

Es muy extraño y casi nada probable, que un banco solicité información de nuestras cuentas o tarjeta, ya que ellos tienen acceso a toda esa información, por lo regular los clientes son los que llaman a la institución para dudas y aclaraciones, los bancos nunca mandarán correos para requerir datos a menos que el usuarios se hay puesto en contacto primero.

Aquí tenemos 10 puntos simples y rápidos para detectar un fraude en internet.

  1. SI ES LA OFERTA ES EXTREMADAMENTE BUENA PUEDE SER FALSA. Estamos hablando de ofertas que rayan en lo ridículo, si un teléfono cuesta normalmente $10,000 pesos y los encontramos mágicamente por $5,0000, sin estar respaldado por una tienda de renombre o una promoción estilo “Black Friday” o “Buen Fin”, huye de ahí inmediatamente. Las super ofertas son estafas la mayoría del tiempo.
  2. REVISA LOS TEXTOS. La mayoría de las veces los mails o sitios fraudulentos presentan fallas en redacción y sobre todo en ortografía. También me ha tocado ver sitios con el famoso “Lorem Ipsum” (que es el texto default de los sitios para crear webs rápidas) porque se les olvida editar secciones.
  3. NO DESCARGUES NINGÚN TIPO DE ARCHIVO. Si tu compra no es de software o de juegos digitales o libros etc, no descargues absolutamente nada ni aunque salga que tu computadora ha sido detectada con virus o que tienes que descargar la última versión del reproductor de tal sitio, evita esos lugares que te piden instalar cosas que no has requerido.
  4. FIJATE EN EL REMITENTE DEL MAIL. Como ya lo mencionamos, hay que poner atención en la dirección del correo para detectar si puede ser sospechoso.
  5. NUNCA COMPRES O INTRODUZCAS DATOS BANCARIOS EN EQUIPOS QUE NO SON TUYOS. Parece obvio para hay gente que compra cosas por internet o hace transacciones bancarias en computadoras públicas o en el teléfono de algún amigo o la computadora de un conocido. Si usas tu mail o cuenta de Facebook en dispositivos que no son tuyos puede suponer un riesgo, la información de tarjetas de crédito es aún más delicada. No lo hagas jamás.
  1. NO USES REDES PÚBLICAS PARA CONSULTAR U OPERAR INFORMACIÓN BANCARIA. Las redes de centros comerciales, escuelas, restaurantes, parques, hoteles o lugares muy concurridos casi siempre están en control de las personas encargadas de los sistemas del lugares y pueden saber exactamente todo lo que fluye a través de la red, por tanto para información muy sensible se recomienda hacer uso de nuestra red doméstica o de nuestro plan de datos.
  2. NO COMPARTAS CONTRASEÑAS. Nunca debes dar tus contraseñas bancarias o de sitios donde compras, es más nadie debería saber ni la contraseña de tu teléfono o Facebook más que tu. Guarda muy bien esta información y no se la des ni a tu pareja, es un asunto de privacidad que puede ahorrarte muchas molestias y mucho dinero.
  3. REVISA POLÍTICAS DE ENVIO Y REEMBOLSO. Los sitios que hacen ventas por internet siempre deben tener muy bien descrito sus políticas de envío y devoluciones, con direcciones y teléfonos donde puedas comunicarte en caso de algún percance. Huye de ese lugar si no puedes verificar esta información.
  4. REVISA LAS RESEÑAS. Casi siempre se pueden leer reseñas de los artículos o servicios para saber la calidad de los mismos, date una vuelta por los comentarios para tener mayor certidumbre.
  5. USA TARJETAS DIGITALES. Actualmente varios bancos tienen la opción de generar una tarjeta digital que solo dura unos minutos para hacer la compra y después queda inservible, haz uso de esa tecnología para que si algo malo sucede, puedas desactivar la tarjeta y hacer las aclaraciones, son una gran herramienta.

Victor Manuel Mayorga Olvera



Suscríbase al blog

Ingrese su dirección de correo electrónico para recibir notificaciones de nuevas publicaciones en este blog.

 
Clasificación
( 1 оценка, среднее 5 из 5 )
Загрузка ...
arumjournal.com
Suscríbase al blog

Ingrese su dirección de correo electrónico para recibir notificaciones de nuevas publicaciones en este blog.