Huertos urbanos: ¿tendencia o estilo de vida?

Huertos urbanos: ¿tendencia o estilo de vida?

El cultivo de los alimentos, genera el cultivo de tu propia salud, mejora tu economía y la integración familiar.

Gracias a los movimientos ecológicos, la cultura de los huertos urbanos en casa ha ido en crecimiento a lo largo de los años.

Los huertos urbanos son instalaciones a escala del espacio de tu hogar para la producción y cultivo de frutos y verduras para autoconsumo.

¿Estamos listos para dar un paso adelante a nivel cultural?

Se ha logrado cobrar conciencia en la sociedad acerca de los múltiples beneficios por productos de una buena alimentación, así como de los cuidados del medio ambiente de una manera progresiva a lo largo de los años; en la actualidad el sector educativo ha influido de la mejor manera para inyectar en las familias la importancia de enseñar a los más pequeños de la casa los cuidados que debemos optar para proteger nuestro ecosistema.

Se ha convertido en tendencia el cuidar nuestro cuerpo y alimentación, adoptar un modelo rural en la ciudad se podría convertir en un nuevo estilo de vida y positivo para las familias, ya que debido a la evolución de las industrias y el distanciamiento que se ha logrado con lo 100% natural, nuestra alimentación se ha convertido un tanto procesada y alejada de lo natural. 

Los huertos urbanos generar calidad de vida a los seres humanos y un beneficio económico

¿Cuál es el valor de un huerto urbano propio?

 Contamos con una infinidad de alternativas a nuestro alcance. A través de la tecnología vemos diferentes opciones para ser creativos y realizar huertos muy económicos, desde materiales que nos cuesta por debajo de $100 hasta el molde para huertas ya realizado en $3000.

Las hortalizas no nos cuestan más de $100 en mercados locales, pero recuerda que hay muchos vegetales que ya tenemos en casa y podemos hacer uso de sus brotes.

El tema de la situación económica por la que pasamos actualmente nos hace analizar al doble antes de iniciar un proyecto, este es uno muy atractivo para poder ahorrarle algo de dinero al bolsillo, en tiempo y transporte, las distancias en una gran ciudad significan un gasto de hasta $100 pesos para ir al supermercado. 

Por lo general en los mercados encontramos las frutas y verduras con aparente oferta, la realidad es que los intermediarios la encarecen para hacerla llegar a tus manos, pues ellos no pierden, mientras que en caso solo es de tu huerco a la cocina. 

Por otro lado, comer en casa propicia un ahorro muy significativo, pues, tener a nuestro alcance las hortalizas lo facilita, ya que siempre que puedas cultivar y cosechar, estarán disponibles para ti y a un mínimo costo, incluso el comer saludable fuera de casa tiene un costo bastante alto.

Precio por persona a la semana:

AlimentoCosto fuera de casaCosto dentro de casa
Bebidas naturales $315$35
Ensaladas$595$140 
Comida corrida$490 $210 

Estos son solo algunos de los vegetales comunes que ocupamos en la cocina y la idea de la cosecha en casa resulta ventajosa a futuro.

HortalizaGasto inicial de cultivo Duración en huerto caseroPrecio en mercadosDuración en nevera
Jitomate$7 (pieza)todo el año$22 kilo5 días
Perejil$5  (manojo)todo el año$5 manojo3 días
Lechuga$5  (pieza)todo el año$15 pieza3 días
Cebolla$5  (pieza)todo el año$18 kilo1 semana
Cilantro $5  (manojo)todo el año$6 manojo3 días

Si te preguntas, ¿Qué tan económico resulta tener un huerto en casa con estas hortalizas? La respuesta es muy gratificante ya que si lo que buscamos es ahorrar, realizar este te costará $180, con este presupuesto me refiero a la tierra, las verduras, y los contenedores más básicos para nuestras hortalizas.

Solo necesitas un espacio de alrededor de 1- 1.50 mts en casa, aunque con creatividad está medida podría ser inferior. 

Involucrarse activamente en el proceso de producción de nuestros alimentos hace que estos sean más valorados y disfrutables

Ventajas y desventajas de los huertos urbanos

Ventajas:

1. Salud.

El desconocer la procedencia de nuestros alimentos es un tanto perturbante, hoy en día no podemos evitar conocer ese origen. Tener cosechas caseras nos hace saber “cuándo, qué y cómo” llegan estos alimentos a nuestra cocina, evitando infinidad de enfermedades pues consumimos alimentos que hacen bien a nuestro organismo y del cuál no tenemos duda que son 100% naturales y orgánicos.  De esta manera progresivamente podemos disminuir el índice de obesidad en nuestro país, prevenir enfermedades como las infecciosas y contagiosas e incluso disminuir índices de diabetes y cáncer, logrando una mejor calidad de vida.

2. Proyecto familiar y educativo. 

Al ser un proyecto en casa, podemos involucrar a todos los miembros que forman parte de nuestro hogar, sean chicos o grandes, incluso para nuestros adultos mayor representaría una excelente actividad; y así crear momentos y conexiones importantes. 

Por otro lado, como padres, nos preocupa la educación de nuestros hijos, sus valores, y tener un huerto será totalmente educativo para ellos, enseñándoles la importancia de poder obtener nuestros propios alimentos de una manera, sencilla, divertida y a muy bajo costo, y con ello podrán adoptar en su futuro estos métodos de cultivos en sus hogares.

3. Cuidamos el medio ambiente.

Definitivamente es una de las principales ventajas de crear este proyecto, gracias a las industrias y tecnología la sociedad se ha distanciado bruscamente de la naturaleza, desnudándola y contaminandola de mil maneras. Cultivar siempre es buena opción para hacer la diferencia, optimizar los recursos económicos y darle vida a nuestro planeta.

Desventajas

1. Tiempo dedicado al huerto:
En la ciudad el ritmo de vida es más acelerado, lo que acorta el tiempo para algunas actividades, y tener plantas en casa implica dedicarles el tiempo necesario.  

2. Agua: Sin duda será notorio el aumento de gasto de agua.

3. La propagación de plagas es una desventaja, ya que si descuidamos nuestro huerto podría atraer insectos que dañarían seriamente nuestros cultivos. 

Ahora nos toca decidir si queremos que la “tendencia” se quede y se adopte para volverse un estilo de vida propio, esperamos ver más terrazas, azoteas, patios y jardines verdes, que comience a gustar tener un poco más del campo en la ciudad.

Yasskara Peralta Mora
author of the article


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.