Los costos de viajar al Amazonas colombiano

Los costos de viajar al Amazonas colombiano

Los principales lugares turísticos en el departamento de las amazonas, presupuesto aproximado para dos personas por tres noches y cuatro días, transporte aéreo, tarjeta de turismo, oferta gastronómica y las principales atracciones del Amazonas.

En época de vacaciones muchas personas buscan un destino fuera de lo común, exótico y extraordinario. La respuesta es la selva amazónica colombiana. Desde la mitología griega se aludía a las amazonas para hacer referencia a mujeres guerreras, pues bien, hoy día, el departamento de amazonas cuenta con presencia de pueblos amerindios de la familia lingüística Arawak, su capital es Leticia y la porción meridional del departamento, al sur del río Putumayo, se denomina «trapecio amazónico», en el cual encontramos la triple frontera de Colombia, Perú y Brasil, y su límite sur es el río Amazonas.

Aquí hablaremos de dos de los principales lugares turísticos en el departamento de las amazonas y un presupuesto aproximado para dos personas por tres noches y cuatro días, así como la descripción de los costes del transporte aéreo hasta Leticia, la tarjeta de turismo y en general de las principales atracciones sin dejar a un lado la oferta gastronómica del Amazonas.

La ventaja de viajar al Amazonas es que lo puedes hacer en cualquier época del año, en temporada de lluvias se puede navegar por la selva inundada (de abril a mayo) y diferentes aerolíneas vuelan desde Bogotá, D.C. hasta Leticia. Algo que debes tener en cuenta de manera obligatoria 10 días antes del viaje es contar con la vacuna contra la fiebre amarilla. También, es recomendable que lleves protector solar y repelente. Y lo más importante, no olvides ser responsable con el medioambiente, con la cultura y la economía del territorio. Respetar los usos y costumbres y manifestaciones culturales de los pueblos indígenas, pues son patrimonio de naturaleza inmaterial.

Conocer la selva será por siempre una experiencia maravillosa que te hará pensar en la belleza de nuestra casa mayor: La Tierra.

Si quieres tener una experiencia única y quedarte en una  casa del árbol de 12 metros de altura por ejemplo o practicar deportes extremos como escalada, canopy, rapel, la Reserva Natural Tanimboca es el lugar ideal, ubicada a tan solo 11 kilómetros: https://www.tanimboca.org/indexesp.htm además en la reserva natural podrás hacer caminatas nocturnas a selva adentro y dos días de kayak en un río en la selva, incluso podrás reservar una noche en un eco-hotel o en una maloka indígena dependiendo si viajas solo, en grupo  o en familia, podrás encontrar la mejor opción según el número de visitantes.

En el parque ecológico mundo amazónico podrás aprender sobre las diferentes plantas nativas y endémicas del departamento  en donde podrás aprender sobre ecología y la protección del ecosistema:  https://mundoamazonico.com/atractivos/ además, podrás visitar el acuario y el jardín botánico.  Para reservas y ver las diferentes tarifas puedes ver el siguiente enlace: https://mundoamazonico.com/tarifas/

Veamos entonces un presupuesto orientativo para dos personas en dólares:

Tiquetes aéreos(Bogotá- Leticia)Hospedaje para dos personas por tres nochesAlimentación dos personas cuatro díasTarjeta turística y gastos variosTotal
138 USD
320 USD96 USD120 USD674 USD

La variedad gastronómica de la selva amazónica es única, como el arroz chafua, fariña y brochetas de pescado. También podrás comprar diferentes tipos de artesanías típicas, como las máscaras o atrapasueños por unos 5 dólares la unidad. Si vas a comprar artesanías para apoyar a las comunidades locales por favor asegúrate que no contengan ningún elemento animal como, dientes, garras o plumas. 

En consideración de lo anterior, no hay dudas que el amazonas colombiano es un lugar mágico en donde podrás disfrutar con amigos o en familia de la variedad de plantas, árboles y fauna del departamento, al tiempo que aprendes sobre las culturas ancestrales, su cosmovisión y por el respeto y conservación del ecosistema. Recuerda que somos parte del ecosistema y no estamos por encima de él. 

David Enrique Betancourt Cruz, LL.M., LL.M.
author of the article


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.