Malta, ¿una buena opción para un MBA?

Malta, ¿una buena opción para un MBA?

Estudiar la Maestría en Administración de Negocios en el extranjero es una meta realizable si contemplas algunos criterios económicos y académicos al elegir tu programa y país de destino. 

Sobresalir en el campo administrativo y de negocios requiere una mezcla peculiar entre experiencia y conocimiento. Un puesto ejecutivo requiere combinar experiencia de trabajo sólida y un título de Maestría en Administración de Negocios (MBA). En general, salvo los más dedicados a la academia, el MBA es el grado máximo que concentra las áreas de finanzas, marketing, negocios, recursos humanos, comunicación especializada en negocios, estrategias de negocios o financieras. Considerando las necesidades personales y profesionales, hay dos tipos de MBA que pueden ajustarse a la mayoría de aspirantes: el tradicional de dos años y el programa acelerado de un año. 

En mi caso, la decisión de buscar un MBA fuera de México dependió de una serie de factores que involucraban el aprovechamiento de mi tiempo y la necesidad de reforzar herramientas que la práctica no me daba. La London School of Commerce en Malta terminó siendo mi mejor opción; decidí un programa de un año, con posibilidad de mantener la residencia 10 meses más. 

Invertir en tus estudios y hacerlo en el extranjero, aumenta la posibilidad de un futuro profesional exitoso 

Al valorar, el primer paso es tener claro el tipo de vida que ese programa te ayudará a conseguir. Buscaba un plan de estudios reconocido internacionalmente y que ofreciera ventajas económicas. Mis criterios de búsqueda fueron académicos y económicos:

  1. Costos del programa y financiamiento. Estar pendiente de las convocatorias te permite acceder a becas o estímulos. 
  2. Especificidades del programa. Existen MBA’s que no permiten que el estudiante trabaje y estudie, aunque sea medio tiempo. Para mí era importante completar mi experiencia educativa con un trabajo fijo que me permita generar ingresos y hacer vida en el país. 
  3. Costos de vida. Se debe considerar el capital mínimo necesario para vivir durante el tiempo de estancia (alimentos, transporte, servicios, renta, entretenimiento). Para esto, hay videos, blogs, grupos en redes y más herramientas que te ayudarán a estimar costos.
  4. Flexibilidad monetaria. 
  5. Ventajas académicas. Hacer un MBA implica buscar universidades de prestigio para ampliar el currículum. La LSC de Malta está asociada a la Universidad de Bedfordshire y permite obtener un grado doble.
  6. Posibilidades de libre tránsito. Al ser parte de la Unión Europea, las oportunidades en otros países europeos para trabajar o transferir créditos académicos son mayores. 

Malta representa la opción estratégica por ser un centro de innovación económica; su economía se basa en la manufactura, servicios financieros, turismo e industria del juego y apuestas deportivas. Además, el gobierno y sector privado han incrementado el número de empresas y la economía se está diversificando a otros sectores. Esto hace de Malta un destino ideal para estudiantes de negocios y administración que quieren incorporarse al entorno financiero mundial. El 30% de la fuerza laboral de Malta es extranjera y está altamente especializada por los programas académicos locales.

Vale la pena vivir la experiencia de formación profesional, cuidando tu estabilidad económica para lograr tu objetivo académico

Requisitos: al llenar el formulario de ingreso y enviar documentación, se asigna un panel de profesores que evalúan al candidato para asignar el financiamiento. Esta entrevista es una mezcla de lo laboral y académico. Ya aceptado, comienzan los preparativos y gastos específicos:

  • Si estás sujeto a presupuesto, debes tener claro las fechas de pago de colegiatura; hay programas que requieren anticipo o inscripciones. El costo del MBA en su precio regular es de 6,950 euros, pero tienen un programa de incentivos a estudiantes de América Latina, y se les otorga una beca del 50% una vez superada la entrevista académica, por lo que al final el costo es de 3,475 euros.
  • Considerar el tiempo necesario para agendar vuelos. No hay vuelo directo de México a Malta, se hace escala en España, Francia o Alemania; hay que considerar el tiempo para recoger maletas y transbordar. Además, procura reservar con margen de tiempo por si hubiera cancelaciones. Un vuelo México-Madrid-Malta, aproximadamente, está en $15,000 pesos
  • La opción más recomendable para alojarse es Airbnb. La aplicación permite reservar con antelación, buscar lugar céntrico y hacer transacciones seguras antes de llegar y sin presión. Sin embargo, sólo es una opción temporal; pronto debes buscar opciones de renta por el tiempo que dure el programa. Los costos varían según la ubicación y necesidades, una renta mensual se calcula entre €350-€1000 euros al mes ($8,480-$24,231 pesos). 
  • Gastos de transporte: el gobierno de Malta facilita una tarjeta Tallinja para estudiantes; ésta ofrece recargas de €20 al mes. Para obtenerla, es necesario tramitar visa de estudiante, cuyo costo es €28, y seguro médico de gastos mayores de €150, unos $4120 pesos aproximadamente.
  • Usualmente, los bancos cobran comisiones por retiros o consultas en el extranjero, así que debes informarte sobre bancos que operan en México y en tu país de destino y prever el cambio de cuenta de débito o crédito antes de irte o seguir trámites. En mi caso, la única opción bancaria es HSBC. Para aperturar cuenta en Malta, se debe contar con visa de estudiante vigente, además de otros requisitos. 
  • El mismo procedimiento se requiere con los planes de telefonía celular; debes verificar cobertura de los planes, también, anticipar la compra de un chip local al llegar al país de destino. 
  • Antes de irte, verifica que has saldado tus compromisos, deudas, expedición de documentos necesarios para algún negocio o trámite, un master en el extranjero es un compromiso a largo plazo. 
  • Finalmente, debes establecer límites y presupuestos según tu fondo económico. Esto te permitirá vivir sin tener ingresos durante los primeros meses; ideal para solventar gastos iniciales y aclimatarte a tu nueva vida. 

Existen muchas ofertas de estudio; lo importante es encontrar un programa que te ofrezca flexibilidad y compatibilidad entre el estudio y las experiencias de vida.

Aldo Mejía Nava
author of the article


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.